.::Cumpleañeros del día::.


ANYURIGONZALEZ REQUENA
MARIACISNEROS TEJADA


.::Coripsa Online::.




Estimado Asociado Solicite su acceso en la oficina más cercana de nuestra Cooperativa.

 

.::Contador Visitas::.

 
Total de Visitas: 29369
 
 

.::Solicitud de Ingreso::.


Documento de Ingreso  




Los Valores Cooperativos


Valores Cooperativos Los valores son reconocidos como los valores básicos del cooperativismo. Los mismos no son nuevos y tampoco son de reciente formulación. Su mérito radica en la necesidad de orientar a las cooperativas para que las actuaciones individuales, sociales y empresariales de los asociados y dirigentes se ajusten a las normas de ética y morales que estos valores encierran.

Estas normas son las mismas que le dieron vida al movimiento y constituyeron las reglas de la actuación de los indicadores. Los cuales se resumen en los siguientes:

Valor de ayuda mutua: La ayuda mutua se basa en la creencia de que toda la gente puede y debe controlar su propio destino, sin embargo, el completo desarrollo individual sólo puede lograrse en asociación con otras personas. Como individuo, se está limitado en lo que se puede hacer o en lo que se puede lograr. Por medio de la acción conjunta y la responsabilidad mutua, se puede lograr más.
La ayuda mutua es el apoyo recíproco entre asociados, asociados y su cooperativa y la cooperativa a los asociados, para dar y recibir servicios que procuren beneficios comunes a los participantes, sin perjudicar en algún momento ni por algún motivo a sus semejantes.
Por lo tanto el asociado debe: Cumplir sin dilatación alguna con los pagos o amortizaciones que correspondan por servicio recibidos de su cooperativa. Usar los servicios de su cooperativa antes que cualesquiera otros similares. Cuando las circunstancias y las posibilidades económicas lo permitan hacer sus inversiones de capital adicional en su cooperativa.
Responder con eficiencia a los sistemas de comunicación y coordinación de su cooperativa. Proponer la apertura de nuevos servicios o mejorar los actuales, según posibilidades de la empresa y las necesidades de todos los asociados. Ejercer sus derechos y cumplir con sus deberes en la cooperativa.

Responsabilidad propia: los miembros asumen la responsabilidad para su cooperativa, en su creación y vitalidad continua. Además, deben promocionar su cooperativa entre sus familiares, amigos y conocidos. En la participación individual que cada asociado debe hacer en su cooperativa con bienes de capital, capacidad profesional, fuerza productiva, con lo cual fortalece a su empresa para que alcance los objetivos para lo cual fue funda.
Por lo tanto el asociado debe: Estar dispuesto a proporcionar tiempo y apoyo a su cooperativa. Desarrollar y mantener una activa participación en el quehacer de su cooperativa. Cumplir fielmente con las obligaciones estatutarias y reglamentarias que aceptan al ser nombrado directivo de su cooperativa. Entregar, sin atraso alguno, sus cuotas de aportación, como se comprometió para cumplir con el monto de las aportaciones suscritas.
Dar su fuerza productiva cuando las circunstancias así lo demanden. Estar dispuesto a emplear los medios a su normal disposición como esfuerzo individual, para que la cooperativa alcance los objetivos que podrán beneficiar a todos los asociados. Asistir a las diferentes actividades que programe la cooperativa, especialmente si estas son de carácter educativo, formativo o informativo.

Democracia: significa ejercer la libertad, mantener una actitud democrática, estimular la participación y desempeñarse con igualdad y equidad. La democracia debe ser uno de los elementos esenciales del sistema cooperativo, faltando este elemento, una organización no puede ser considerada como una verdadera cooperativa.
Las distintas formas en que el carácter democrático puede juzgarse y sus diferentes manifestaciones en la organización cooperativa, pueden ser las siguientes: La asociación a una cooperativa no debe ser nunca por coacción, sino siempre voluntaria. Debe haber, entre los asociados, un cierto grado de comparabilidad y un lazo de asociación sobre el cual basar la solidaridad. La democracia se mide tanto por la participación de los asociados en todas las actividades de la cooperativa, como por el voto.
Sólo los asociados, los reales dueños de la empresa y usuarios del servicio, tienen derecho de nominar y elegir a los Dirigentes. Democráticamente la cooperativa no otorga favores especiales o privilegios ofrece servicios y oportunidades iguales para todos los asociados.
Igualdad: la unidad básica de la cooperativa es sus miembros, que pueden ser tanto un ser humano como un grupo de seres humanos, la persona humana como base, es una de las principales característica que distingue a la cooperativa de las empresas controladas primordialmente por los intereses de capital. Los miembros tienen derecho a participar, ser informado, ser escuchados y ser involucrados en la toma de decisión.

Equidad: se refiere a la forma en que se trata a los miembros dentro de la cooperativa. A la hora de retribuirse su participación en la cooperativa se les debe tratar equitativamente, tales como costo de servicio, distribución de dividendo, asignación de beneficios.

Solidaridad: significa que los cooperativistas y las cooperativas se mantienen juntos. Aspiran a crear un movimiento cooperativo unido local, nacional, regional e internacionalmente. Ambos cooperan en todas las formas viables para proporcionar a los miembros la mejor calidad de vida y el menor costo en los bienes y servicios.
También la solidaridad significa, que la cooperativa tiene la responsabilidad de velar por el interés colectivo de sus miembros. El valor de la solidaridad llama la atención al hecho que las cooperativas son más que asociaciones de individuos; son afirmaciones de fuerza colectiva y de responsabilidad mutua.